lunes, 9 de diciembre de 2013

Catedral de Jaca

Maqueta de la catedral de Jaca
Planta y cabecera (ábside meridional). 1078-1130.

El rey de Aragón Sancho Ramírez (1064-1094) convierte a Jaca en la primera capital del reino: será residencia real, sede del obispo de Aragón (Don García, hermano del rey), y recibirá un importante fuero en 1077 para atraer a los mercaderes franceses que recorren el camino de Santiago. Los tributos que entregan los reinos de taifas permitirán emprender la construcción de una gran catedral en el ya generalizado estilo románico. Sin embargo, la reconquista de Huesca por su hijo Pedro I supondrá el traslado de la sede episcopal, aunque se mantendrá la doble titularidad y dos cabildos catedralicios, uno en cada ciudad. Sólo se volverán a separar en 1571.

El proyecto inicial era muy ambicioso y representativo de la gran arquitectura románica. Se comienza a construir en piedra bien cortada por la cabecera y por los pies, posiblemente al mismo tiempo. Posee tres naves, separadas por pilares cruciformes con medias columnas adosadas, que alternan con columnas; los capiteles son de origen corintio. Sobre los soportes, arcos formeros de medio punto, doblados. El transepto no se sobresale en planta. La cabecera presenta tres ábsides semicirculares precedidos de tramos rectos. Sólo ha llegado a nuestros días el ábside meridional. El central fue derribado y prolongado en 1790 para acoger el coro, y el tercero fue desnaturalizado con nuevas construcciones adosadas.

Se establecen dos accesos, en el lateral derecho (lado de la epístola), y a los pies. Éste se abre a un profundo pórtico de dos tramos abiertos lateralmente con arcos de medio punto (actualmente cegados). Sobre este atrio, que pudo utilizarse para reuniones de las instituciones ciudadanas, se levantará una torre campanario, ya en el siglo XV.

En su origen se cubren con bóveda de horno los ábsides; con bóveda de cañón los tramos inmediatos, el transepto y el atrio o pórtico; y el crucero con una interesante bóveda hemiesférica sobre trompas abocinadas. Cuatro arcos de perfil rectangular parten de ménsulas de rollos situadas en el centro de cada lado del octógono, y se unen en el centro. Parece inspirarse en modelos musulmanes y mozárabes del siglo X.

Posiblemente debido a la pérdida de importancia que supuso el traslado de la capitalidad a Huesca, las naves central y laterales fueran cubiertas con una armadura de madera. En consecuencia no fue preciso construir un grueso muro reforzado con contrafuertes, como habría sido preciso de haberse abovedado en piedra. Las actuales bóvedas de crucería, de aspecto gótico, son de 1520-30 (laterales) y 1598-1601 (la central). Las modificaciones posteriores (como la construcción de capillas laterales) también han alterado la iluminación interior, al variar el número y disposición de los vanos.

En el exterior de la cabecera sólo se conserva el ábside lateral derecho, con una ventana enmarcada por dos columnas que sostienen una arquivolta envuelta por otra exterior con el característico ajedrezado jaqués. El conjunto se enmarca en dos columnas mayores sobre pilastras. La verticalidad de estos elementos se compensa con tres impostas ajedrezadas: en la base de la ventana, en el arranque del arco, y en la cornisa. Ésta se apoya sobre ménsulas con motivos geométricos y cabezas de animales, separadas por metopas con figuras reales o imaginarias, características del repertorio simbólico propio del románico.

La portada occidental presenta un único ingreso con las características columnas y arquivoltas. El tímpano, en mármol, posee un gran valor simbólico. Presenta un crismón trinitario flanqueado por dos leones. Una serie de textos grabados invitan al arrepentimiento. La portada meridional está más alterada. La lonja que le antecede es posterior, aunque reaprovecha siete capiteles románicos procedentes del primitivo claustro.

Lateral meridional. La pequeña lonja es moderna, aunque reaprovecha elementos románicos
Fachada occidental, con la torre campanario sobre el atrio
Atrio
Arco del Atrio
Portada meridional
Tímpano con crismón trinitario
Cabecera
Coronamiento del ábside
Canecillos y metopas
Interior, nave central
Nave lateral (de la epístola)
Crucero: a la izquierda la capilla mayor; arriba y abajo, el transepto.
Cúpula de nervios entrecruzados sobre trompas.
Acceso al ábside meridional
Capilla del Pilar (ábside meridional)
Capitel del rey David
Planos, alzados y secciones

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada